Páginas vistas en total

martes, 10 de noviembre de 2015

Más vale prevenir no siempre es buen consejo

Vaya tela el daño que ha hecho el programa ese que echaban los sábados por la tarde cuando yo era chica.
No siempre vale más prevenir, no a costa de cualquier cosa.
Ni vale cualquier consejo de cualquier persona.
¿Por qué digo esto?
Porque hace unos días se ha celebrado el Día Internacional del Cáncer de Mama. Que suena fatal, siempre me parece que se hace un homenaje a la enfermedad, dicho de esa manera.
En fin, un día de concienciación sobre la enfermedad, las consecuencias, las secuelas.
En mi pueblo se ha celebrado por primera vez una marcha con este motivo, organizada por el Ayuntamiento y promovida por mi amiga Miriam Nieto, que lleva además el grupo de gimnasia de mayores, entre otras cosas.
Además, ha conseguido que se hable de ello, ayer mismo en una reunión de amigos, y hoy estoy escribiendo estas letras. Con lo que el evento ha conseguido su objetivo.

La marcha fue un éxito de asistencia y participación, culminó con un encuentro en la Plaza del Ayuntamiento donde el grupo de gimnasia hizo una coreografía, y algunas enfermas dieron su testimonio.

Pero una de las mujeres aconsejó a las presentes que fueran todas, de cualquier edad, de 20, 30, 40... todas las décadas nombró, hasta las de 70; a hacerse mamografias.
Un testimonio es contar cómo te fue a ti, qué te ayudó, qué te motivó, qué te hizo sufrir, cómo te lo encontraste.
Pero para dar consejos médicos... ni los médicos nos ponemos de acuerdo.
El programa de detección precoz del cáncer de mama es diferente en diferente países. En España es de los 50 a los 70, cada dos años. No tienes que pedirla, ellos te mandan carta con cita. En otros países comienza antes, o acaba antes o después, o es anual.
Pero... esto ya lo he escrito antes.
Hay estudios que dicen que no reduce la mortalidad, sino que aumenta la supervivencia, que no es o mismo. Que hay que hacer un montón, mil mamografías para salvar una vida. Que de esas mil mamografias, algunas darán positivo, pero 22 de cada 100 serán falsos positivos: es decir, se dará por enfermas a mujeres sanas.Se les hará biopsias, pruebas, y se operarán de cosas que nunca comprometerían su vida.
Parece además que tiene más validez de los 60 a los 70 que de los 50 a los 60.
Y las mamografias radian una barbaridad, como 20 radiografias de torax. 

Así que de nuevo digo:
que no cualquiera puede o debe dar consejos médicos, aunque sea paciente.
y que el programa de detección precoz de cáncer de mama no es infalible (¿ponemos ejemplos de casos confirmados que la mamografía del programa, reciente, no detectó? ¿ponemos ejemplos de mujeres que se operaron y al final no fue nada?) y es bastante posible que requiera modificaciones. y que se hagan.

No hay comentarios:

Publicar un comentario